Mientras tener la presión arterial baja podría ser algo bueno, ocasionalmente la presión también puede llegar a ser muy baja y causar problemas.

En algunas situaciones, las soluciones naturales pueden subir la presión arterial baja y aliviar algunos de los síntomas que esto conlleva. En otros casos, se puede necesitar la intervención en forma de medicamentos y terapias para elevar la presión arterial a un nivel saludable.

Bird's eye view of female nurse measuring male patient's blood pressure.Share on Pinterest
Una lectura de presión arterial menor que 90 mmHg sobre 60 mmHg se considera baja.

La presión arterial puede medirse utilizando milímetros de mercurio (mmHg).

La presión arterial baja o hipotensión regularmente se define como una lectura menor que 90 mmHg sobre 60 mmHg.

Sin embargo, muchos doctores solo considerarán la presión arterial baja como un problema si la persona tiene los síntomas de esta afección.

La presión arterial baja no es para preocuparse, si no se tienen síntomas. Pero, cuando la presión arterial baja causa síntomas, pueden ser signos de que los órganos no están recibiendo suficiente sangre.

Si esto sucede por mucho tiempo, puede causar consecuencias graves, incluyendo:

  • shock
  • accidente cerebrovascular
  • ataque cardíaco
  • disfunción renal

La mayoría de las personas con presión arterial baja no necesitan medicamentos ni intervenciones médicas para subir la presión. Existen muchas maneras naturales y cambios de estilo de vida para subir la presión arterial baja, incluyendo los siguientes:

1. Comer más sal

Contrariamente al consejo popular, las dietas bajas en sodio no son recomendables para todas las personas con problemas de presión arterial.

En el caso de las personas con presión arterial baja, deben considerar aumentar moderadamente su ingesta de sodio para ayudar a subir la presión arterial.

2. Evitar bebidas alcohólicas

El alcohol puede bajar la presión arterial aún más, por lo que las personas con hipotensión deben evitar beber alcohol en exceso.

3. Conversar con el médico acerca de los medicamentos

La presión arterial baja puede ser un efecto secundario de varios medicamentos.

Si los síntomas de esta afección inician después de empezar con algún medicamento, la persona debe conversar con su médico acerca de estos síntomas.

4. Cruzar las piernas al sentarse

Cruzar las piernas al sentarse ha mostrado subir la presión arterial. Para personas con presión arterial alta, esto puede ser un problema.

Pero cruzar las piernas puede ayudar a las personas con síntomas de presión arterial baja a subirla con un mínimo esfuerzo.

5. Beber agua

Beber más agua puede ayudar a aumentar el volumen de sangre, lo que puede aliviar una de las causas potenciales de la presión arterial baja. También puede evitar la deshidratación.

6. Comer pequeñas porciones con más frecuencia

Comer pequeñas porciones con más frecuencia durante el día puede ayudar con la presión arterial baja.

Esto se debe a que las porciones pequeñas evitan la caída de la presión arterial que está asociada con ingerir porciones más grandes y más pesadas.

7. Usar medias de compresión

Las medias de compresión ayudan a reducir la cantidad de sangre que se queda estancada en la parte inferior de las piernas y los pies, desplazándola a otra parte.

Las medias de compresión también se utilizan para aliviar la presión y el dolor asociado con las venas varicosas. Puedes comprarlas en línea.

8. Evitar cambios de posición súbitos

Sentarse o pararse repentinamente puede causar una sensación de aturdimiento, mareos o un desmayo potencial a las personas con presión arterial baja.

En estos casos, el corazón no bombea suficiente sangre a todo el cuerpo tan rápidamente para compensar el cambio de posición o de elevación repentino.

9. Estar consciente de los síntomas

La presión arterial baja solo se considera un problema si la persona tiene síntomas. Si no se presentan síntomas, la presión arterial baja debe ser considerada como un signo de buena salud.

Es importante que las personas conozcan los síntomas y entiendan a qué deben estar atentas si la presión baja les empieza a causar problemas.

Existen varias causas potenciales de presión arterial baja. En algunos casos, se necesitará tratar la afección subyacente para corregir la presión arterial baja.

Algunas de las causas más comunes incluyen:

  • deficiencias nutricionales
  • descansar mucho
  • embarazo
  • medicamentos
  • infecciones graves
  • reacciones alérgicas
  • una caída en el volumen de sangre
  • problemas cardíacos

Sin embargo, la presión arterial baja también puede ser un indicador de buena salud, si la persona no experimenta síntomas.

Share on Pinterest
Es posible que los síntomas no estén presentes siempre. Sin embargo, pueden incluir fatiga, visión borrosa y problemas para enfocar.

Algunas personas con presión arterial baja no tienen síntomas. En estas personas, la presión arterial baja generalmente no es peligrosa ni una razón para preocuparse.

Pero mostrar uno o dos síntomas puede ser una señal de que hay un problema. La presión arterial baja puede causar lo siguiente:

  • mareos
  • desmayos
  • incapacidad para concentrarse
  • visión borrosa o distorsionada
  • náuseas
  • fatiga

Algunas personas pueden tener síntomas de presión arterial baja solo al pararse. A esto se le conoce como hipotensión ortostática. Normalmente, no es peligrosa salvo que los cambios de posición le causen a la persona una caída de presión arterial repentina, lo que puede causar un desmayo.

En casos más extremos, la presión arterial baja puede causar shock. El shock es una emergencia médica grave causada por la reducción en el flujo de sangre a través del cuerpo. Puede dañar los órganos a nivel celular.

Los síntomas de shock incluyen los siguientes:

  • respiración rápida o superficial
  • piel fría y húmeda
  • confusión o desorientación
  • ritmo cardíaco acelerado
  • pulso débil

Una persona que experimenta síntomas de shock necesita atención médica urgente.

Share on Pinterest
Ocasionalmente, la presión arterial baja puede ser causada o empeorar por los medicamentos o afecciones subyacentes.

Los médicos normalmente están de acuerdo en que la presión arterial baja solo es un problema si se presentan síntomas.

Una persona con presión arterial baja debe conocer los posibles síntomas y qué medicamentos pueden causarla al empezar a tomarlos.

Experimentar alguno de los síntomas de presión arterial baja también puede indicar una afección subyacente que necesita ser tratada.

Alguien que experimente signos y síntomas de shock necesita buscar atención médica inmediata, ya que esta es una emergencia médica potencialmente mortal.

Las personas que no responden bien a las soluciones naturales pueden querer pedir a su médico que les recete medicamento para ayudar a subir el nivel de la presión.

Una persona también puede considerar:

  • no levantar objetos pesados
  • no pararse en un lugar por mucho tiempo
  • levantar la cabeza de su cama
  • evitar exponerse al agua caliente por mucho tiempo
  • beber más líquidos al hacer ejercicio o en los días calurosos

Al contrario que la presión arterial alta, que está asociada con muchos problemas de salud potenciales, la presión arterial baja con frecuencia se considera un marcador de buena salud.

Una persona debe estar consciente de los signos y síntomas de la presión arterial baja y hablar con su médico si le está causando problemas.

Leer el artículo en Inglés