La candidiasis es una infección fúngica ocasionada por levaduras de cándida y especialmente de Candida albicans. Con frecuencia afecta a las mujeres, pero puede ocurrir en hombres también.

Otros nombres para la candidiasis incluyen infección por hongos, cándida, candidiasis, balanitis por cándida y, anteriormente, moniliasis.

Cuando la candidiasis ocurre en los hombres, puede afectar la cabeza del pene y el prepucio. Puede ocasionar inflamación de la cabeza del pene, conocida como balanitis.

La candidiasis oral afecta las membranas mucosas, por ejemplo, de la boca.

Datos básicos sobre la candidiasis en hombres

A continuación, algunos puntos clave sobre la candidiasis masculina. Encontrarás más detalles en el artículo principal.

  • La cándida normalmente vive en la piel y las membranas mucosas, pero si crece demasiado, puede ocasionar síntomas.
  • Los síntomas incluyen erupción con picazón, piel enrojecida, hinchazón, irritación y picazón alrededor de la cabeza del pene, secreción grumosa bajo el prepucio o dolor al orinar y durante el sexo.
  • Los factores de riesgo incluyen el uso de antibióticos o corticosteroides, inmunosupresión, diabetes, mala higiene y uso de demasiados productos para limpieza.
  • La candidiasis genital no se considera una infección de transmisión sexual (ITS); sin embargo, la transmisión puede ocurrir durante el coito vaginal.
  • Se pueden usar tratamientos antimicóticos orales o locales para tratar la candidiasis.
  • La buena higiene puede ayudar a prevenirla.

Thrush can affect men as well as women.Share on Pinterest
La candidiasis puede afectar a los hombres, al igual que a las mujeres.

En los hombres, la candidiasis afecta la cabeza del pene y, si existe, el prepucio.

También puede ocurrir en otras áreas de la piel y membrana mucosa, por ejemplo, en la boca. Esto se conoce como candidiasis oral.

Usualmente, no da señales, pero si ocurre inflamación, pueden aparecer los siguientes síntomas alrededor de la cabeza del pene:

  • picazón e irritación
  • una erupción con manchas y pequeñas pápulas o parches blancos
  • piel rojiza opaca con apariencia atrofiada
  • hinchazón e irritación

También puede ser:

  • una secreción espesa, blanca, grumosa debajo del prepucio o en los pliegues de la piel, posiblemente con un olor desagradable
  • dificultad para retraer el prepucio

Puede haber dolor durante el sexo o al orinar.

Muchas infecciones leves no requieren tratamiento. Algunos medicamentos están disponibles, y existen algunos remedios caseros que pueden ayudar.

Las cremas tópicas antimicóticas o los medicamentos orales pueden ayudar a aliviar los síntomas. Son igual de efectivos. Tanto la forma tópica como la oral se pueden conseguir con o sin receta médica, en una farmacia o en línea.

De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), un médico puede recetar los siguientes medicamentos:

  • Clotrimazol (Lotrimin)
  • Nitrato de econazol (Specazole)
  • Nitrato de miconazol (Monistat)

Las cremas tópicas se aplican directamente sobre el área afectada, usualmente una vez al día durante 7 a 21 días.

Nystatin es otro antimicótico tópico. Tiene varios nombres de marca, pero es menos efectivo que los imidazoles tópicos.

El clotrimazol, el miconazol y varias preparaciones tópicas para evitar y tratar las infecciones fúngicas están disponibles para comprar en línea.

Un hombre que no ha tenido tratamiento para la candidiasis previamente deberá visitar a un médico antes de tratarse.

La buena higiene evita la candidiasis y ayuda a tratarla.

Share on Pinterest
La higiene es importante para evitar las infecciones, pero deben evitarse los productos perfumados para la ducha, ya que pueden empeorar los síntomas.

Los consejos para la buena higiene, incluyen:

  • lavar el pene cuidadosamente con agua potable caliente
  • no usar geles perfumados para ducha o jabones en los genitales, ya que pueden ocasionar irritación
  • secar el pene cuidadosamente después de lavarlo
  • utilizar ropa interior de algodón holgada para ayudar a mantener el área genital seca y fresca

En los hombres con prepucio, la mala higiene en el área baja puede ocasionar la acumulación de una sustancia parecida al queso llamada esmegma o sebo. El cebo puede ocasionar irritación.

¿Funcionan los probióticos?

Con frecuencia, las personas que tienen infecciones por hongos recurrentes prueban los probióticos y otros tratamientos alternativos que contienen la bacteria Lactobacillus.

Existe evidencia contradictoria sobre su efectividad; sin embargo, los hallazgos del laboratorio publicados en Biofouling en el 2018, sugieren que algunas especies de Lactobacillus pueden reducir el número de células de cándida en algunos tipos de infección de candidiasis.

Sin embargo, no existe evidencia que sugiera que los probióticos contribuyan de alguna manera a la prevención o tratamiento de las infecciones de cándida en hombres.

Los suplementos y otros productos que puedan ayudar a aliviar la candidiasis están disponibles para comprar en línea.

Complicaciones

En raros casos, un hombre con inmunidad débil que tiene candidiasis genital puede desarrollar candidiasis invasiva. Esta es una infección fúngica de la sangre y puede ocasionar que el hongo se propague por todo el cuerpo.

De esta manera, puede afectar diferentes órganos en el cuerpo, incluso el cerebro, el hígado y el corazón.

Una infección que afecta todo el cuerpo es sistémica. Una infección fúngica sistémica puede ser mortal, de acuerdo con los Institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos (NIH, en inglés) y es una emergencia médica.

El tratamiento de emergencia en el hospital protege a los órganos de la infección mientras que los medicamentos micóticos se administran para matarlo.

Algunas veces, si un hombre con inmunidad débil desarrolla candidiasis, es posible que necesite ir al hospital por precaución.

Los factores que incrementan este riesgo, incluyen:

  • tener una infección de VIH
  • tener diabetes
  • usar medicamentos inmunosupresores
  • someterse a tratamiento de quimioterapia o radioterapia de altas dosis para el cáncer
  • tener un catéter venoso central (CVC) para medicamentos
  • estar recibiendo diálisis

La candidiasis es ocasionada por un hongo de levadura, cándida.

El hongo cándida ocurre naturalmente dentro del cuerpo y en la piel, pero a niveles que no ocasionan problemas. El sistema inmune lo mantiene controlado.

Sin embargo, si ciertas condiciones alteran el equilibrio, el hongo puede crecer y se puede desarrollar la candidiasis. Las células fúngicas producen hifas, estructuras que penetran el tejido.

Los factores de riesgo que aumentan las posibilidades de tener candidiasis incluyen:

  • el uso de los antibióticos de amplio espectro, que pueden alterar el equilibrio de la flora microbiana normal y permiten que la cándida crezca excesivamente
  • tomar medicamentos que suprimen el sistema inmune, como quimioterapia o corticosteroides
  • tener un sistema inmune debilitado, debido, por ejemplo, al VIH o la diálisis
  • manejo deficiente de la diabetes tipo 1 o tipo 2, debido a que las levaduras se desarrollan con mayor facilidad en niveles más altos de azúcar en la sangre
  • obesidad, especialmente si existen acumulaciones de grasa en la piel en donde puede crecer la candidiasis
  • mala higiene, especialmente si un hombre no está circuncidado
  • espuma de jabón, jabones, geles para ducha, lubricantes y otros productos que pueden irritar o dañar la piel del pene dejándolo abierto a la infección
  • no secarse cuidadosamente después de lavarse, ya que el hongo puede desarrollarse en condiciones cálidas y húmedas
  • tener una mala dieta

Los estudios demuestran que los hombres que no están circuncidados tienen más probabilidad de desarrollar balanitis por candidiasis.

¿Se transmite sexualmente?

Los médicos no consideran la candidiasis genital como una infección de transmisión sexual (ITS). Las personas usualmente la adquieren a través de la actividad sexual, pero se puede desarrollar sin contacto sexual. Una pareja con una infección fúngica no siempre la transmite.

Sin embargo, las personas deberían evitar las relaciones sexuales sin protección con una pareja que tiene candidiasis hasta que el tratamiento haya terminado con la infección.

La candidiasis puede desaparecer sin tratamiento. Sin embargo, si no desaparece o el tratamiento no elimina la infección, es importante visitar a un médico para descartar otros posibles problemas como la diabetes, que puede hacer que la infección sea muy probable.

Puede ser muy apropiado realizar pruebas para detectar las ITS.

Si la irritación es grave o si el médico no está seguro del diagnóstico o sospecha de una causa subyacente, puede enviar un hisopo al laboratorio con muestras tomadas alrededor del glande del pene y debajo del prepucio.

Si existen lesiones o úlceras persistentes que no sanan, es posible que se requiera una biopsia.

La candidiasis puede afectar a los hombres, al igual que a las mujeres. En hombres, puede ocasionar una condición conocida como balanitis.

Con frecuencia, no existen síntomas o los síntomas son leves, y el tratamiento de venta libre los aliviará. Sin embargo, si los síntomas persisten, la persona deberá visitar al médico.

Leer el artículo en Inglés