Un orzuelo es una inflamación del párpado que suele causar una pequeña acumulación de pus. En la mayoría de los casos, la infección es causada por la bacteria Staphylococcus.

Algunas veces conocida como un orzuelo.

Aunque son incómodos e increíblemente comunes, generalmente los orzuelos no son motivo de preocupación.

Con frecuencia, la protuberancia es roja y dolorosa y se parece a un furúnculo o espinilla. Aunque la mayoría de los orzuelos se forman en el exterior del párpado, algunos se desarrollan en el interior.

En la mayoría de los casos, los orzuelos mejoran en 1 semana sin la intervención de ningún medicamento. Los orzuelos externos, o aquellos que están fuera del párpado, pueden tornarse amarillos y liberar pus. Los orzuelos internos que aparecen dentro del párpado tienden a ser más dolorosos.

Aplicar una compresa tibia suavemente contra el orzuelo ayuda a liberar el pus más fácilmente y alivia el dolor e inflamación. Algunas veces un orzuelo puede volver a aparecer.

En este artículo, cubriremos los síntomas de un orzuelo, cómo se diagnostican, tratamientos, incluyendo los remedios caseros, factores de riesgo y posibles complicaciones.

Datos básicos sobre los orzuelos

  • Los orzuelos pueden ser dolorosos, pero suelen sanarse sin intervención médica.
  • Si un orzuelo persiste por más de una semana o afecta la vista, es recomendable consultar con un médico.
  • Los orzuelos pueden ser externos o internos.
  • Los remedios caseros para los orzuelos incluyen compresas tibias y analgésicos de venta libre.

[Man with external stye]
Compartir en Comúnmente, los orzuelos solo afectan un ojo a la vez.

El paciente tendrá una inflamación roja y dolorosa en el párpado que puede hacer que el ojo lagrimee y se irrite. A veces, los orzuelos pueden parecerse a las espinillas.

Los orzuelos muy raras veces afectan ambos ojos simultáneamente. Una persona generalmente tendrá un orzuelo en un ojo. Sin embargo, es posible tener más de un orzuelo en el mismo ojo o uno en cada ojo.

Los síntomas de un orzuelo pueden incluir:

  • una protuberancia en el párpado
  • inflamación del párpado
  • dolor
  • enrojecimiento
  • sensibilidad
  • descamación en las orillas de los párpados
  • sensación de ardor
  • prolapso del párpado
  • picazón en el ojo
  • visión borrosa
  • secreción de mucosa de los ojos
  • sensibilidad a la luz
  • lagrimeo
  • molestia al parpadear
  • la sensación de que hay un objeto en el ojo

La persona deberá comunicarse con un médico si el orzuelo persiste por más de 1 semana, si surgen problemas de la vista, si la inflamación se convierte particularmente dolorosa, sangra o se propaga a otras partes de la cara o si el párpado u ojos se irritan.

Existen dos categorías generales de orzuelo:

Orzuelo externo

Los orzuelos externos aparecen a lo largo del borde externo del párpado. Pueden tornarse amarillos, llenarse de pus y causar dolor al tacto. Pueden ser ocasionados por las siguientes infecciones:

  • Infección de los folículos de las pestañas: Los pequeños agujeros en la piel en donde crecen las pestañas.
  • Infección de las glándulas sebáceas (Zeis): Esta glándula está conectada al folículo de la pestaña y produce sebo. El sebo ayuda a lubricar la pestaña y evitar que se reseque.
  • Infección de la glándula sudorípara (Moll): Esta glándula también ayuda a evitar que las pestañas se resequen. Es una glándula sudorípara que se vacía en el folículo de la pestaña.

Orzuelo interno

La inflamación se desarrolla dentro del párpado. Generalmente, un orzuelo interno es más doloroso que uno externo. Se deben comúnmente a una infección en la glándula meibomiana. Estas glándulas son responsables de producir una secreción que forma parte de la membrana que cubre el ojo.

Los pacientes también pueden experimentar una sensación de ardor en el ojo, descamación en las orillas del párpado, prolapso de los párpados, picazón en el globo ocular, sensibilidad a la luz, lagrimeo, una sensación de que algo está atorado en el ojo y molestia al parpadear.

Los siguientes pueden incrementar el riesgo de desarrollar un orzuelo:

  • usar cosméticos vencidos
  • no retirar el maquillaje de los ojos antes de acostarse
  • no desinfectar los lentes de contacto antes de colocarlos
  • cambiar los lentes de contacto sin lavarse bien las manos
  • los adolescentes suelen tener orzuelos con más frecuencia, pero los pueden desarrollar personas de cualquier edad
  • mala nutrición
  • privación del sueño

Si un miembro del hogar tiene un orzuelo, los otros residentes no deben compartir las toallas u otros paños para secarse para minimizar el contagio.

Algunas veces, un orzuelo aparece como complicación de la blefaritis, una inflamación de los párpados. La blefaritis suele ser causada por una infección bacteriana, pero puede ser una complicación de la rosácea, una afección inflamatoria de la piel que afecta principalmente la piel de la cara.

[Woman with internal stye]
Compartir Una compresa tibia puede ayudar en algunos casos de orzuelo.

La mayoría de los orzuelos desaparecen solos y sin necesidad de tratamiento. Tan pronto como revientan, los síntomas tienden a mejorar rápidamente.

No intentes reventar un orzuelo tú mismo.

Una compresa tibia que se coloca suavemente contra el ojo puede ayudar a aliviar los síntomas. El agua no debe estar demasiado caliente. Debes tener cuidado especial cuando le aplicas una compresa a alguien más, como a un niño.

La compresa deberá sostenerse contra el ojo durante 5 a 10 minutos, tres o cuatro veces al día.

Las compresas no solo ayudan a aliviar la molestia, también pueden ayudar a drenar el pus. En general, los síntomas mejoran rápidamente una vez que el pus se ha drenado.

Los analgésicos pueden ayudar particularmente si el orzuelo ocasiona ardor. Algunos están disponibles para compra en línea o venta libre, como ibuprofeno o acetaminofén.

Cuando un orzuelo externo es extremadamente doloroso, el médico puede eliminar las pestañas cercanas y drenar el pus perforándolo con una aguja delgada. Este procedimiento solo lo debe realizar un profesional. Si las cosas no mejoran, el paciente puede consultar a un especialista, por ejemplo, un oftalmólogo.

Si el orzuelo persiste, el médico podría recetar una crema antibiótica tópica o gotas antibióticas para los ojos. Si la infección se propaga más allá del párpado, se podrían recetar antibióticos orales.

Es mejor no aplicar maquillaje para los ojos, lociones o usar lentes de contacto hasta que el orzuelo haya desaparecido completamente.

Aunque es extremadamente raro, pueden aparecer complicaciones.

Estos pueden incluir:

Quiste meibomiano: Este es un quiste de las glándulas pequeñas ubicadas en el párpado. Las glándulas secretan un lubricante, llamado sebo en el borde del párpado. Eventualmente, un orzuelo persistente en el interior del párpado puede convertirse en un quiste meibomiano o chalazión, especialmente si la glándula está obstruida. Este tipo de quiste se puede tratar fácil y eficazmente.

Celulitis preseptal o periorbital: Esta puede desarrollarse si la infección se propaga al tejido alrededor del ojo. Las capas de la piel alrededor del ojo se inflaman e irritan, lo que hace que los párpados se irriten e inflamen. Esto se trata con antibióticos.

Como se mencionó anteriormente, aunque pueden aparecer complicaciones, la mayoría de los casos de orzuelo desaparecerán con intervención mínima.

Leer el artículo en inglés