El tejido mamario fibroglandular disperso es una afección benigna o no cancerosa que puede hacer que se sientan bultos en una de las mamas. Puede ser doloroso si se desarrollan quistes.

Las mamas femeninas contienen tejido fibroso y adiposo. Las proporciones varían según la persona.

Las mujeres con una alta proporción de tejido conectivo fibroso y tejido glandular a tejido adiposo tienen mamas de alta densidad. Las personas con una alta proporción de tejido adiposo tienen mamas con baja densidad.

Las mamas con tejido fibroglandular disperso contienen tejido fibroso y adiposo. Aproximadamente 40% de las mujeres tienen este tipo de tejido mamario, según el Instituto Nacional contra el Cáncer.

Las personas pueden notar bultos y molestia en ciertos momentos de la vida y durante el ciclo menstrual, por ejemplo, cerca de la menstruación. A medida que las personas envejecen, la proporción de tejido adiposo puede aumentar. Las fluctuaciones hormonales pueden afectar la densidad mamaria con el tiempo.

Aunque la mayoría de Los bultos no son cancerosos, cualquiera que encuentre uno debería consultar con su médico para realizar pruebas adicionales y descartar la posibilidad del cáncer.

a Nurse with young women having a mammography to check for scattered fibroglandular breast tissue
Una mamografía puede mostrar qué clase de tejido mamario tiene una persona.

Las mamas varían en densidad según la persona y el paso del tiempo.

Una mamografía puede proporcionar información sobre la densidad y composición de una mama.

El tejido mamario puede ser:

Tejido de baja densidad: Las mamas contienen principalmente tejido graso (adiposo). De acuerdo con la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), aproximadamente el 10% de las mujeres en Estados Unidos tienen esta clase de tejido mamario. Los estudios sugieren que las mujeres cuyos senos contienen principalmente tejido adiposo tienen un menor riesgo de desarrollar cáncer de mama que las que tienen otros tipos.

Tejido denso o extremadamente denso: El tejido mamario es denso en general. La FDA también indica que aproximadamente el 50% de las mujeres en EE. UU. tienen mamas densas. Las personas con mamas densas pueden tener un riesgo mayor de desarrollar cáncer de mama que las que tienen mamas con baja densidad.

Tejido fibroglandular disperso: Las mamas contienen tejido fibroglandular adiposo y disperso. Las estadísticas de la FDA sugieren que el 40% de las mujeres en EE. UU. tienen esta clase de tejido. Las mujeres con este tipo de tejido tienen un riesgo mayor de desarrollar cáncer de mama que las que tienen mamas con baja densidad, pero un riesgo menor en comparación con las que tienen mamas con alta densidad.

Las características del tejido de mama fibroglandular disperso pueden incluir:

  • bultos en las mamas
  • quistes, que son sacos redondos u ovalados llenos de líquido
  • fibrosis, o tejido fibroso prominente similar a una cicatriz
  • crecimiento excesivo de células en el recubrimiento de los ductos lácteos o tejidos productores de leche
  • lóbulos mamarios agrandados, o adenosis

Saber cómo las mamas se sienten y cómo cambian durante el ciclo mensual puede ayudar a una persona a saber si ocurren cambios inusuales y cuándo buscar asesoría médica.

Si los mismos cambios suceden todos los meses, es poco probable que sean causa de preocupación. Cualquier persona que note un bulto nuevo u otra cosa inusual que no cambia en el transcurso de un mes debería consultar con un médico para realizar un examen.

También es importante recordar que los bultos en los senos con frecuencia no se deben al cáncer de mama.

Existen muchos tipos de bultos mamarios, incluyendo los quistes y los fibroadenomas. Aprende más sobre cómo reconocerlos y qué hacer si encuentras uno.

Las razones por las que alguien tiene tejido mamario fibroglandular disperso y los demás no, todavía son desconocidas.

Un factor puede ser la presencia y fluctuación de hormonas reproductivas, como estrógeno. El aumento y disminución de los niveles de estrógeno durante el ciclo menstrual puede causar cambios y molestias en las mamas.

Los bultos sensibles, inflamados y que causan dolor pueden aparecer antes de la menstruación, pero usualmente desaparecen después de la menstruación.

Las personas con un historial familiar de tejido mamario denso o tejido mamario fibroglandular disperso tienen más probabilidad de tenerlo.

Con la edad, las mamas tienden a hacerse más densas. Como resultado, la proporción del tejido adiposo a fibroso cambiará y habrá menos tejido mamario fibroglandular.

Una mamografía puede ayudar a diagnosticar el tejido mamario fibroglandular disperso. La mamografía mostrará si existe un bulto, pero no puede mostrar qué tipo de bulto es.

Solo una biopsia puede determinar si un bulto es canceroso o no.

Durante una biopsia, un médico retirará parte del tejido o líquido de la mama para realizar pruebas en un laboratorio. Esto mostrará si un bulto es canceroso, si es un quiste u otro tipo benigno.

Si una biopsia revela cáncer, el médico recomendará tratamiento adicional.

psoriatic arthritis of the knee nsaids
Los medicamentos de venta libre pueden ayudar a aliviar cualquier dolor del tejido mamario fibroglandular disperso.

El tejido mamario fibroglandular disperso no es una enfermedad, y no necesita tratamiento.

Si hay dolor, los medicamentos de venta libre, como ibuprofeno, pueden ayudar a aliviar los síntomas.

Las personas que fuman o consumen grandes cantidades de cafeína pueden notar que los bultos se reducen cuando dejan de hacerlo o lo hacen menos.

Tener tejido mamario fibroglandular no incrementa el riesgo de desarrollar cáncer de mama, pero puede hacer que sea más difícil identificar cambios en las mamas.

El American College of Physicians recomienda que las mujeres empiecen a hablar con su médico sobre la detección desde los 40 años. También recomiendan que las personas con un riesgo promedio de cáncer de mama se hagan una mamografía cada 2 años desde los 50 hasta los 74 años.

Otras organizaciones, como la Sociedad Americana contra el Cáncer, tienen diferentes lineamientos.

Un médico recomendará un plan de detección para la persona, dependiendo de sus circunstancias.

El tejido mamario fibroglandular disperso es un fenómeno común que puede causar dolor o inflamación en las mamas en ciertos momentos durante el ciclo menstrual.

No es cáncer y usualmente no implica un problema de salud, pero tener bultos en las mamas puede aumentar la ansiedad respecto al cáncer.

Una persona que está familiarizada con sus mamas y cómo varían con el tiempo podrá notar cualquier cambio que pueda necesitar atención.

Seguir el consejo del médico de realizar una prueba puede incrementar la posibilidad de obtener un diagnóstico temprano y tratamiento inmediato si hay un problema.

Q:

Tengo bultos y quistes en las mamas. ¿Pueden convertirse en cáncer?

A:

Es importante comprender que el riesgo de cáncer varía según la persona. Si observas cualquier cambio en tus mamas originales, es importante que hables con tu médico y obtengas más información o que realices un examen detallado.

La mayoría de los médicos y lineamientos actuales recomiendan que los hombres y las mujeres desarrollen “conciencia sobre las mamas”, para que puedan detectar cualquier cambio lo más pronto posible. En general, las personas tendrán un pronóstico favorable si un médico diagnostica y trata el cáncer de manera temprana.

Christina Chun, MPHLas respuestas representan las opiniones de nuestros expertos médicos. Todo el contenido es estrictamente informativo y no debe ser considerado consejo médico.

Leer el artículo en inglés